Heridos y atacados civiles con armas de uso privativo de Las Fuerzas Militares, amenazados y afectados bienes muebles de ciudadanos en la zona de Reserva Campesina del Municipio de Miranda

(Colombia)(Autor: Red de Derechos Humanos del Suroccidente colombiano “Francisco Isaias Cifuentes”)(Fecha: 9 de Mayo de 2011)

DR/67/11

A raíz de acciones militares arbitrarias, heridos y atacados civiles con armas de uso privativo de las fuerzas militares, detención arbitraria, tratos crueles, inhumanos y degradantes, amenaza y señalamiento a ciudadano, amenazados y afectados bienes muebles de ciudadanos algunos de ellos integrantes de la Asociación de Trabajadores Campesinos de Zona de Reserva Campesina del Municipio de Miranda, , Filial de FENSUAGRO CUT e integrante de la Coordinación Departamental del Cauca del Proceso de Unidad Popular del Sur Occidente Colombiano.

ANTECEDENTES:

Sábado 23 de abril de 2011: Vereda monte redondo, cerca de las 11:30 de la mañana, en momentos en que el ciudadano Freidman Martínez se movilizaba con una mujer a bordo de una motocicleta en el camino veredal que comunica la vereda monte redondo con la vereda el caraqueño. Son retenidos por un grupo de militares del Batallón de Ingenieros No. 3 “Agustín Codazzi”, a la joven, el grupo de militares la dejaron sobre la carretera y a Freidman lo internaron a la fuerza (Le pusieron un fusil en la cabeza y otro en la espalda) hacia el monte.
En el lugar, los militares en compañía de tres encapuchados (dos hombres y una mujer) lo obligaron a quitarse la ropa. Después de desnudarlo, lo llamaron por otro nombre, mientras un teniente de apellido Torres, se dirigió a él diciéndole que se entregara que ya sabían en que trabajaba. Luego el teniente le dijo a los encapuchados que lo siguieran interrogando.
Posteriormente el teniente de apellido Torres le dice al campesino Freidman Martínez, que le daba cincuenta millones de pesos ($50.000.000) si se entregaba y decía quiénes eran los milicianos de la vereda. Ante el silencio de Freidman Martínez, el oficial del ejército del estado colombiano dijo “vayan haciendo el hueco y traigan las bolsas”. Al recibir una llamada los militares contestaban que le habían encontrado una granada, que si no cantaba lo iban a matar, finalmente lo liberaron.
Justo en ese momento, el grupo de militares se percataron que los campesinos de la zona, se acercaban al lugar por lo que el teniente le dijo a Freidman Martínez que se vistiera.
A la joven entre tanto, los militares le preguntaban que si Freidman era guerrillero, volvían para decirle que ella ya había dicho que él si era guerrillero.
La retención duro cerca de media hora.
Frente al fundado temor de los habitantes del municipio de Miranda y en rechazo a las extralimitaciones de las fuerzas regulares del estado colombiano. Y ante el temor de las comunidades y los ciudadanos afectados
De acuerdo a denuncias recibidas recientemente:

HECHOS

Al sur occidente de Colombia, Departamento del Cauca, Municipio de Miranda
Lunes 3 de mayo de 2011: En el área urbana municipal, cerca de las 2:45 de la mañana, los ciudadanos Osmir Uriel Obando, Jonatan Rivera, Ermilson Ortiz Santacruz y Jon Edinson Castañeda Mosquera al igual que otras personas, salieron del establecimiento de comercio “Estanco las vegas” y se ubicaron en el parque del municipio frente a la Alcaldía para seguir departiendo.
Minutos más tarde al lugar arriban oficiales del comando de policía Cauca y les dicen que se retiren a la plazoleta Municipal (la cual queda a una distancia aproximada de 300 metros del lugar en donde se encontraban).
Acogiendo la sugerencia de la policía, los ciudadanos encendieron un carro y una Motocicleta en la que se transportaban y se fueron para la plazoleta.
Cuando a la plazoleta arribo el carro conducido y de propiedad del señor Jhon Edinson Castañeda Mosquera, un grupo de militares del estado colombiano salió y encañono al conductor (Jon Edinson) y le pregunto qué hacía ahí. Jon Edinson, respondió que la policía lo había mandado, en este momento llego el joven Osmir Uriel Obando en la Moto y otro soldado le disparó su arma de dotación en varias ocasiones, impactándolo en una de sus extremidades inferiores.
El Joven Osmir al ser atacado con ráfagas de fusil e impactado, cayó al piso, pero pudo reincorporarse y salir del área de fuego de los militares. Los militares impactaron en repetidas ocasiones las casas de civiles (paredes de las viviendas que existen alrededor). El parrillero, que acompañaba a Osmir Uriel Obando quedo tendido en el piso y cuando trato de pararse el grupo de militares le siguieron disparando. Por su parte el ciudadano Ermilson Ortiz Santacruz les grito a los militares que no los atacaran que eran civiles. A lo que los militares respondieron que todos los presentes se debían arrimar contra la pared. Los civiles preguntaron qué contra cual pared. A lo que los militares contestaron “si quieren plomo, plomo les doy”.
Osmir Uriel Obando, fue atendido de urgencia en el hospital Municipal.
Posteriormente los afectados fueron al lugar de los hechos y se percataron que las vainillas de los tiros que les dispararon ya las había recogido y que los militares se habían ido de la plazoleta.
Frente al fundado temor de los habitantes del municipio de Miranda y en rechazo a las extralimitaciones de las fuerzas regulares del Estado Colombiano. Y ante el temor de las comunidades y los ciudadanos afectados

RESPONSABILIZAMOS

Al Estado Colombiano en cabeza del señor Juan Manuel Santos Calderon, a la Gobernación del Departamento del Cauca en Cabeza de Guillermo Alberto González, y en particular al general Jairo Antonio Herazo Marzola comandante del Comando Conjunto del Pacífico No 2 y al Mayor General Justo Eliseo Peña Sánchez comandante de la III División del Ejército de Colombia, por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos (DIDH) e infracciones al Derecho Internacional Humanitario (DIH) cometidas por integrantes de las fuerzas regulares del Estado colombiano en la zona de operaciones de las unidades militares que dirigen.

EXIGIMOS

A la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH)
· El cumplimiento de su mandato como veedores de que el Estado colombiano cumpla con sus obligaciones constitucionales y del Derecho Internacional de los Derechos Humanos.

Al Estado Colombiano
· El inmediato cumplimiento de las reiteradas recomendaciones que sobre el respeto y acatamiento del Derecho Internacional de los Derechos Humanos ha formulado la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, La comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA y demás organismos internacionales.
· Adelantar las medidas necesarias para lograr garantizar los derechos a la vida, la libertad, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y su hogar, al trabajo, la organización, la honra y reputación y la libre movilidad de los ciudadanos Osmir Uriel Obando, Jonatan Rivera, Ermilson Ortiz Santacruz y Jon Edinson Castañeda Mosquera que se está viendo afectados por la acción arbitraria de fuerzas regulares del Estado Colombiano.
· Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario, consagrados en los hechos de esta Denuncia Pública.

A la Gobernación Del Cauca
· Adelantar las medidas necesarias para lograr garantizar los derechos a la vida, la libertad, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y su hogar, al trabajo, la organización, la honra y reputación y la libre movilidad de los ciudadanos Osmir Uriel Obando, Jonatan Rivera, Ermilson Ortiz Santacruz y Jon Edinson Castañeda Mosquera que se está viendo afectados por la acción arbitraria de fuerzas regulares del Estado Colombiano.
· Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario, consagrados en los hechos de esta Denuncia Pública.

A la Defensoría del Pueblo
· Cumplir con su papel institucional de velar por la garantía y el respeto a los derechos constitucionales a la vida, la libertad, la seguridad personal, la integridad física y psicológica, la intimidad personal, familiar y su hogar, al trabajo, la organización, la honra y reputación y la libre movilidad de los ciudadanos Osmir Uriel Obando, Jonatan Rivera, Ermilson Ortiz Santacruz y Jon Edinson Castañeda Mosquera que se está viendo afectados por la acción arbitraria de fuerzas regulares del Estado Colombiano.
· Desarrollar las acciones legales necesarias para determinar las responsabilidades colectivas e individuales por las violaciones al Derecho Internacional de los Derechos Humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario, consagrados en los hechos de esta Denuncia Pública.

SOLICITAMOS

A la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH)
· En el marco del cumplimiento de su mandato, prestar toda su gestión para que las actuaciones del Estado Colombiano se apeguen a las Normas internas y externas que se ha comprometido a respetar y que se inicien las investigaciones a que haya lugar por el desconocimiento de las mismas.

Instamos a los Organismos de Derechos Humanos y Organizaciones Populares a mantenerse atentos y alerta la critica situación de Derechos Humanos que están afrontando el Departamento del Cauca

Afiliaciones

Afiliado a la Federación Internacional de Derechos Humanos
y la Organización Mundial contra la Tortura
Estatus Consultivo en la OEA

José Alvear Restrepo

Nace en Medellín el 1 de julio de 1913 en el seno de una familia de profundas convicciones religiosas y bajo los parámetros de la ideología del partido conservador. Realiza sus estudios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Antioquia, donde se gradúa de Abogado con una brillante tesis titulada: "Conflictos del trabajo: la huelga"

Ed. Avianca: Calle 16 No. 6-66 Piso 25 - Bogotá DC - Horario de Atención: Martes a Viernes, 2 a 5 pm - PBX: (571) 7421313 - FAX: (571) 2824270 - Apartado Aéreo: 33035