Pueblos, comunidades y procesos organizativos, han evidenciado que los proyectos megamineros no generan bienestar y empleo digno para los habitantes de los municipios en los que se implementan, y que existen otras formas autónomas de desarrollo, compatibles con el respeto al territorio, al agua, la naturaleza y los derechos humanos.

La implementación de megaproyectos extractivos en el país y sus efectos en la vida de los pueblos, es un tema que muchas y muchos desconocen o ignoran, pero exige una respuesta urgente de todos y todas, como habitantes del planeta.

El propósito de la campaña es hacer visible estos impactos, suscitar la reacción de medios de comunicación, comunidad internacional, gobiernos involucrados y ciudadanía en general; así como respaldar procesos organizativos en defensa de sus derechos frente a las vulneraciones de que vienen siendo objeto.

La presentación oficial de la campaña cuya duración es de 18 meses, está prevista para el 15 de mayo estará precedida de una rueda de prensa y espera contar con la presencia de organizaciones sociales, de derechos humanos, comunidades, medios de comunicación y comunidad interesada en hacer frente a la problemática.

Web | + posts