No pertenezco ni he pertenecido a ningún partido o movimiento político. He sido un defensor de los derechos humanos, desde hace treinta años, cuando me vinculé al Colectivo de Abogados “José Alvear Restrepo”, Cajar.

Debo aclarar que algunos medios me han presentado como Presidente del CAJAR; no lo soy desde hace más de dos años y medio. La presidenta desde enero de 2018 es la Dra. Soraya Gutiérrez Argüello. Esta opción, de dedicar mi experiencia profesional como Magistrado del CNE no compromete al CAJAR, institución a la que presenté mi renuncia. Igualmente, como es natural, renuncio a todos los casos en que represento a víctimas en los tribunales nacionales e instancias interestatales, tanto en asuntos de reparación directa extracontractual, acciones públicas o en materia penal. Frente a mis representados, CAJAR definirá los responsables para continuar el mandato.

Llego al CNE con el compromiso de defender a los electores y a los elegidos, como a sus organizaciones, en sus derechos políticos, que son derechos humanos, para que las elecciones sean transparentes y los resultados electorales sean la voluntad real ciudadana expresada en las urnas. El CNE tiene la obligación de proteger los derechos de las minorías políticas, como el de garantizar el mandato y alcance del Estatuto de la Oposición a nivel nacional y regional, tiene que respetarse el derecho a la oposición como un derecho autónomo fundamental allí consagrado como tal.

No llego a representar ninguna fuerza política en particular en el CNE. De iure y de facto, los magistrados legalmente, éticamente y políticamente, deben actuar apegados a las Constitución y la ley y no para representar intereses partidistas.

Invito a todas las ciudadanías libres y veedurías ciudadanas que exigen un país sin corrupción, a todas las fuerzas políticas que actúan dentro de la legalidad, a acompañarme en este compromiso. Urge un nuevo Código Electoral, un poder electoral independiente y una reforma política que vigoricen la democracia Colombia y nos permita superar la crisis de legitimidad de la organización electoral y de las propias fuerzas políticas.

Luis Guillermo Pérez Casas
Magistrado electo CNE
30 de agosto de 2018