El Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado – MOVICE comunica que hoy, 25 de junio, la fuerza pública asesinó al señor Diomar Angarita, campesino perteneciente al corregimiento de San Pablo municipio de Teorema, y a otro campesino que está por identificarse, además de dejar cuatro personas heridas. Estos hechos ocurrieron en la vereda de Aguas Claras en Ocaña, Norte de Santander; continuando con la represión violenta de la protesta social, abriendo fuego contra los manifestantes.

 

Dados estos crímenes cometidos le exigimos al gobierno Nacional que cesen los hechos violentos en contra del campesinado del Catatumbo, que desde hace más de 15 días protesta de manera pacífica por su derecho a la tierra, a la permanencia en el territorio y a su seguridad y soberanía alimentaria; solicitamos entonces la creación de la Zona de Reserva Campesina.

Resaltamos que todos los manifestantes son población civil desarmada, no son guerrilleros ni terroristas, tal como los ha señalado el presidente Juan Manuel Santos (http://www.youtube.com/watch?v=3ItksYNGQeI). Los campesinos que se están manifestando en Catatumbo son hombres y mujeres cansados de ser victimizados, estigmatizados, perseguidos y despojados. Estos crímenes de Estado deben cesar de inmediato.

Solicitamos a los defensores de derechos humanos y a los organismos internacionales que intervengan y se pronuncien de inmediato frente a los hechos atroces acá referidos.

Share via