John Fredy Marín Ortíz era presidente de la Subdirectiva Caquetá de la Asociación Nacional Sindical de Trabajadores y Servidores Públicos de la Salud, Seguridad Social Integral y Servicios Complementarios de Colombia, ANTHOC, y desde esta organización lideraba la defensa del derecho a la salud y hacía raves denuncias de corrupción en contra el administrador del Hospital.

Como Presidente del Sindicato del Hospital de Curillo, John Frredy denunció constantemente las irregularidades cometidas por Pérez Camacho, relativas al presupuesto y órdenes de compra, así como su relacióncon grupos paramilitres de la zona. Fue así como empezaron las amenazas en su contra, seguidas de su fatal deceso.

En repudio al homicidio, sus dos pequeños hijos, la esposa, los sindicalistas y la comunidad de Curillo salieron a marchar, solicitaron verdad, justicia y reclamaron para que no se siguieran cometiendo esta clase de crímenes. Por el contrario, a los pocos días llegaron más amenazas en contra de miembros del sindicato de ANTHOC, y su familia y compañeros tuvieron que desplazarse.

La condena contra el administrador del hospital se basó en las pruebas recopiladas durante el proceso mediante las cuales se pudo establecer que Hernando Pérez Camacho tenía una relación de amistad con el paramilitar, alias “Pedro Ron” perteneciente al Bloque frente Sur de los Andaquíes, del Bloque Central Bolívar.

Según lo demostrado durante el proceso, Hernando Pérez Camacho quería sacar del camino a un empleado que le era incómodo a sus intereses, de manera consciente procedió a comunicar y a gestar el homicidio del sindicalista, al paramilitar “Pedro Ron”. Para el juzgado 56 OIT no hay dudas que Hernado Pérez Camacho fue el determinador de la muerte de John Fredy Marín Ortiz.

Esta sentencia condenatoria es el resultado de 14 años de búsqueda de la verdad y la justicia por parte de los familiares de John Fredy Marín Ortiz, y es uno de los pocos casos en que un particular, determinador de un hecho de violencia antisindical es condenado por estos hechos.

John Fredy Marín Ortiz es uno de los 63 sindicalistas de Anthoc asesinados desde 1990 hasta hoy. Este sindicato ha sido víctima de 428 agresiones, en total, dentro de las uáles se registran 297 amenazas, según cifras de la Escuela Nacional sindical ENS.

John Fredy también es uno de los 3.094 sindicalistas sido asesinado y asesinadas en Colombia desde 1977 hasta la fecha. La violencia antisindical es una de las prácticas más extendidas dentro de la violencia sociopolítica. Los avances de la justicia en estos casos son indispensables para que estos hechos no se repitan.