Durante la semana del 9 al 13 de noviembre la abogada Helena Solà, coordinadora del Programa de América Latina de la Organización Mundial contra la Tortura (OMCT), y el abogado Roberto Garretón, reconocido defensor de derechos humanos, sostuvieron reuniones con víctimas de diversas regiones del país y fueron atendidos por la Defensoría del Pueblo, el Ministerio de Justicia, el Ministerio de Relaciones Exteriores, la Fiscalía General de la Nación y el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario – INPEC

La OMCT y la Coalición Colombiana contra la Tortura (CCCT) queremos agradecer la acogida de las organizaciones de víctimas y derechos humanos, las autoridades colombianas y los centros penitenciaros de La Picota, en Bogotá, y San Isidro, en Popayán, que durante una semana permitieron a la misión internacional de la OMCT verificar la situación de tortura en el país y hacer seguimiento a las recomendaciones formuladas por el Comité contra la Tortura de Naciones Unidas en mayo de este año.

“Hay una creciente sensibilización entre los poderes públicos sobre las dimensiones reales de la tortura en el país y las consecuencias que acarrea, pero las víctimas siguen sin ser reconocidas ni reparadas conforme a los estándares internacionales”, aseguró la abogada Helena Solà Martín en la conferencia de prensa con medios
colombianos.

Conclusiones de la visita: Una vez terminada la misión presentamos algunas de
las conclusiones y observaciones más importantes, agrupadas en siete temas
prioritarios: situación carcelaria, invisibilidad de la tortura, impunidad, persistencia de estructuras paramilitares, uso excesivo de la fuerza en el marco de la protesta y las “batidas”, reformas al Fuero Penal Militar y la tortura en el marco del proceso de paz.

En la conferencia de prensa el abogado Roberto Garretón manifestó que “Es necesario incrementar la protección de las personas que denuncian hechos de tortura en Colombia” y que en el tema de la visibilización de la tortura los medios de comunicación cumplían un papel indispensable: “Invito a los medios de comunicación a investigar, documentar y denunciar los casos de tortura, es necesario.”

Frente al proceso de paz en Colombia, la Misión internacional de la OMCT manifestó “creemos que es necesario e indispensable la inclusión de la temática de la tortura, en cuanto se configura como un eje transversal a otras violaciones de derechos humanos que serán objeto de documentación, investigación y sanción en el marco del proceso de paz en Colombia”.

Sobre estos temas, la Misión Internacional ha elaborado un documento corto con los detalles de las conclusiones preliminares, el cual se anexa a este comunicado de prensa y se encuentra disponible en las páginas:

Conclusiones preliminares de la visita OMCT

Así como en las redes sociales de la Coalición Colombiana Contra la Tortura:
https://twitter.com/CCCTortura y www.facebook.com/CCCTortura
Finalmente, la Misión internacional presentará próximamente un informe
detallado sobre la situación de tortura en el país y espera conocer en mayo de 2016
la información que el Estado colombiano presentará al Comité contra la Tortura de
Naciones Unidas sobre las medidas que ha tomado para la superación, erradicación y prevención de la tortura en nuestro país.

Conclusiones preliminares de la misión

Web | + posts