Advertimos con preocupación que varios de los Estados del continente siguen promoviendo iniciativas de reforma a los órganos y procedimientos del SIDH invocando los principios de “soberanía” y “subsidiareidad”, que pueden traducirse en debilitamiento de sus órganos para responder a las problemáticas en derechos humanos que aquejan al continente.

La FIDH y sus organismos en las Américas, llamamos a los Estados de la región a abstenerse de apoyar dichas propuestas y fortalecer su compromiso con la financiación, autonomía, independencia y cumplimiento de decisiones de la Corte – Corte IDH y Comisión Interamericana de Derechos Humanos – CIDH. En esta sesión de la Asamblea General, corresponde igualmente a los Estados, elegir cuatro (4) Comisionados/as para la CIDH.

La elección de los Comisionados y Comisionadas debería estar guiada por criterios de idoneidad moral, reconocida versación en derechos humanos, así como de independencia e imparcialidad en los términos de la Convención Americana. Advertimos con preocupación que dos de las cinco candidaturas para cubrir estas vacantes no cumplen razonablemente dichos requisitos según el Panel Independiente de Expertos y Expertas para la evaluación de candidatos y candidatas a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos1.

Estas son las de Everth Bustamante (Colombia) y Edgar Stuardo Ralón Orellana (Guatemala) quienes no reúnen razonablemente los criterios de independencia e imparcialidad por sus vínculos con el Ejecutivo o con presuntos responsables de graves violaciones a los derechos humanos. Ninguno de ellos acredita conocimientos, experiencia o trayectoria profesional específica en materia de derechos humanos. A lo que se suma, el haber obrado en su vida pública en “contradicción directa” de normas y jurisprudencia del SIDH, así como de episodios que generan dudas sobre su idoneidad moral.

Para leer la declaración completa

https://www.colectivodeabogados.org/wp-content/uploads/2021/07/au_cajibio_11_febrero_2016.docx