Ejército Nacional causa desplazamiento masivo en la Zona de Reserva Campesina de la Perla Amazónica

Martes 7 de mayo de 2013, por Anzorc

La Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina (Anzorc) denuncia los abusos contra la población civil por parte de unidades de la Brigada de Selva 27 en Putumayo, que vulneran los principios de distinción, precaución y de proporcionalidad consagrados en el Derecho Internacional Humanitario (DIH).

Campesinos | Amazonas |

El lanzamientos de granadas de mortero desde la base militar ubicada en el Porvenir (Putumayo) donde opera la Brigada de Selva 27, ha generado el desplazamiento masivo de 50 familias campesinas provenientes de las veredas La Frontera, La Piña, Bocana del Cuembi y San Salvador.

Anzorc denuncia que dichos bombardeos indiscriminados están afectando a la población civil en particular a las familias de la Zona de Reserva Campesina (ZRC) de la Perla Amazónica, quienes se han desplazado al Espacio temporal humanitario, a orillas del río Cuembí.

La comunidad ha señalado que el objetivo de los bombardeos ha sido la población civil y no las Farc, como lo alega el Ejército. Los ataques se vienen presentando desde el 10 de abril de 2013, pero se han intensificado durante la primera semana mayo, profundizando la crisis humanitaria que vive esta región, ya que constantemente las granadas mortero caen muy cerca de las casas campesinas. Las familias han buscado refugio y tienen temor de regresar a sus casas, pues los bombardeos persisten y se escuchan desde la vereda aledaña donde se han desplazado.

Los niños y las niñas han sufrido especial afectación, algunos están presentando traumas por los sonidos de los bombardeos y a todos se les está negando el derecho a la educación, ya que las municiones lanzadas por el Ejército han caído a escasos 20 metros de sus escuelas y para no incrementar el riesgo no se están impartiendo las clases.

Igualmente, la población campesina afectada denuncia que algunas municiones han quedado sin explotar, lo que sumado a los persistentes campos minados en todas las veredas, representa otro riesgo para los campesinos y campesinas que transitan por la zona.

A la fecha, al espacio humanitario donde se encuentran refugiadas las 50 familias solo han prestado asistencia y acompañamiento el Comité de la Cruz Roja Internacional y la Organización Acción contra el Hambre.

A pesar de que se ha denunciado la situación por parte de Asociación de Desarrollo Integral Sostenible Perla Amazónica (Adispa) y la Comisión Intereclesial de Justicia y Paz, ninguna institución estatal ha hecho presencia o se ha pronunciado sobre la situación.

Ante los persistentes ataques desproporcionados por parte del Ejército Nacional, el caso será elevado ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), teniendo en cuenta que las operaciones militares ejecutadas desde la Brigada de Selva 27 no tienen un blanco legítimo y por el contrario han generado desplazamiento y otras afectaciones a cerca de 50 familias campesinas, así como la falta de respuesta estatal frente al desplazamiento y la ausencia de estrategias de prevención para evitar afectaciones a la población de la Zona de Reserva Campesina de la Perla Amazónica dentro del desarrollo de las hostilidades en el territorio.

En este sentido, Anzorc hace un llamado urgente al Estado colombiano para que:

1-Cese de INMEDIATO el lanzamiento de granadas mortero desde la base militar ubicada en el Porvenir, Putumayo que están afectando gravemente a la población civil, ya que se trata de armas que desconocen los principios de distinción, precaución y de proporcionalidad que establece el DIH.

2-La Fuerza Pública respete los principios consagrados en el DIH, reconociendo la condición de civiles y personas protegidas que tienen los campesinos y campesinas de la Zona de Reserva de la Perla de la Amazonía.

3-La Defensoría del Pueblo, Personerías Municipales, Procuraduría General de la Nación y organizaciones defensoras de derechos humanos que se encuentran en la región, acompañen y brinden atención URGENTE a las 50 familias desplazadas que se encuentran refugiadas en Espacio temporal humanitario, brindando garantías de retorno.

4-Recuerde que los niños y niñas son sujetos especiales de protección así como las escuelas y centros educativos son bienes protegidos por DIH y por tanto se debe evitar cualquier acción que les afecte.
Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina (Anzorc) Proceso organizativo en el cuál convergen 50 organizaciones campesinas y procesos de ZRC de Colombia

Más información:

Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina de Colombia - Anzorc

Dirección: Av Calle 19 # 3-10 Oficina 1102 Edificio Barichara Torre B.

Bogotá Tel: 57+1-2810844 3103435667 / 3182551349/ 3204773751/ 3134853632

[email protected]

Skype: zonas.reserva

Síguenos enTwitter: @ANZORC1

Más artículos de Anzorc

No hay más artículos de Anzorc

Afiliaciones

Afiliado a la Federación Internacional de Derechos Humanos
y la Organización Mundial contra la Tortura
Estatus Consultivo en la OEA

José Alvear Restrepo

Nace en Medellín el 1 de julio de 1913 en el seno de una familia de profundas convicciones religiosas y bajo los parámetros de la ideología del partido conservador. Realiza sus estudios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Antioquia, donde se gradúa de Abogado con una brillante tesis titulada: "Conflictos del trabajo: la huelga"

Ed. Avianca: Calle 16 No. 6-66 Piso 25 - Bogotá DC - Horario de Atención: Martes a Viernes, 2 a 5 pm - PBX: (571) 7421313 - FAX: (571) 2824270 - Apartado Aéreo: 33035